Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia y poder ofrecer un mejor servicio. Al continuar entendemos que se acepta nuestra Política de cookies.

Casi 7.000 consultas en la OMIC de Aranda durante 2022

La electricidad y el gas suponen el 31% de las reclamaciones

13/03/2023 10:21 | Begoña Cisneros
WhatsApp
Linkedin
Google +
Twitter
Facebook
Enviar
Imprimir

Foto Noticia

La Oficina Municipal de Información al Consumidor (OMIC) ha dado a conocer los datos referentes al año 2022 y estos no difieren mucho de los del año anterior. Si en 2021 se realizaron 6.916 consultas, en 2022 han sido 6.948 las atendidas. Y si en 2021 fueron 784 las reclamaciones abiertas, en 2022 el número es de 789.

Los sectores que siguen generando gran número de consultas y reclamaciones por parte de los consumidores arandinos son el de la energía, las telecomunicaciones, el bancario y lo seguros. En lo referente al comercio, los consumidores se han interesado ante problemas con compras online.

 

Energía

Como novedad este año, el sector de la energía, electricidad y gas, con 245 expedientes, un 31% de las reclamaciones, ha desbancado a los servicios que habitualmente encabezaban el número de quejas de los arandinos.

Los consumidores arandinos no sólo están preocupados ante las facturas que les llegan con respecto al gas y la electricidad, sino que alertan sobre la complejidad de las tarifas, el retraso en la lectura de los contadores de gas, el cobro de servicios adicionales no solicitados, la no tramitación de solicitudes de baja, las penalizaciones por baja anticipada en los contratos de mercado libre o el mal funcionamiento de los servicios de mantenimiento.

También en el último trimestre se ha producido un importante incremento de consultas y reclamaciones motivados en el sector de la electricidad por la facturación de nuevos conceptos como es el “tope del Gas” que ha generado una gran confusión, y en el sector del gas por el aumento en el importe en las facturas.

Este incremento, explican desde la OMIC arandina, se ha producido por la renovación de los contratos de gas en mercado libre, las comercializadoras modifican el precio del KWh llegando a multiplicar por seis el precio, pasando en algunos casos de 0,06 euros/KWh a 0,36 euros/KWh, lo que genera facturas desmesuradas.

 

Telefonía

El segundo sector que causa preocupación es el de la telefonía fija, móvil e internet, con 237 expedientes, un 30% de las reclamaciones. “Esta situación se produce por la gran inseguridad jurídica que sufrimos los usuarios de telecomunicaciones”, señalan, con contratos que se hacen por teléfono y no llegan por escrito, por lo que no están claras las condiciones de lo contratado, el precio o la duración de las ofertas. “Los comerciales hacen descuentos telefónicamente y después lo contratado y facturado no coincide. Hay un incumplimiento sistemático de las ofertas. Se firman contratos un día y en ese mismo mes las operadoras de manera unilateral nos suben los precios”, comenta Pilar Hernández, responsable de la OMIC en Aranda.

Y es que, prosigue, se facturan cargos por llamadas a teléfonos de información 118.. utilizados de manera fraudulenta, así como por “pagos a terceros” cuando el consumidor no es consciente de haber realizado el alta en estos servicios. Del mismo modo destacan los problemas derivados de la portabilidad o penalizaciones desproporcionadas, del envío de facturas después de que los usuarios hubieran solicitado la baja, del incumplimiento de ofertas comerciales, por dificultades para darse de baja de un determinado operador o por el cobro de llamadas no realizadas o el alta en servicios de mensajes no solicitados.

 

Bancos, seguros, viajes, automoción y comercio

En el apartado del sector bancario y los seguros, la oficina arandina ha tramitado 87 expedientes de reclamación. Los motivos son muy variados, siendo los más frecuentes los relacionados con fraudes informáticos y el cobro de comisiones abusivas.

En el sector de la automoción han sido 53 las reclamaciones tramitadas, relacionadas con la garantía en coches de segunda mano, las reparaciones en talleres y el alquiler de vehículos.

Asimismo, se han presentado reclamaciones relacionadas con otros sectores como agencias de viajes (32); transporte por carretera (16) y transporte aéreo (17); servicios sanitarios y estéticos (25).

En temas como el Comercio (71 reclamaciones) las quejas se han centrado en la aplicación de las garantías, las devoluciones de productos, valor de los vales, o reparación de productos electrónicos y electrodomésticos. Sobre todo, en ventas y contratos realizados fuera del establecimiento comercial.

En las compras en internet se incrementan las reclamaciones por presuntas estafas y fraudes, ya que los consumidores cada vez utilizan más este sistema de compra. En unos casos porque el producto nunca llega y en otros por un incumplimiento en el plazo de entrega.

El 59% (466) de estas reclamaciones se resolvieron favorablemente para el consumidor, a través de la mediación de la OMIC, un 15% (118) se resolvieron a través de Junta Arbitral de Consumo y un 12% (95) se envían al organismo competente para su conocimiento.

En palabras de Hernández, “los consumidores estamos más informados y más sensibilizados respecto a nuestros derechos”; y cuentan con la OMIC de Aranda como entidad de referencia para ello.

 

 
 
Su opinión sobre este contenido
 
Tienes que estar logueado para escribir un comentario. Puedes registrarte si no tienes ya una cuenta creada.