Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia y poder ofrecer un mejor servicio. Al continuar entendemos que se acepta nuestra Política de cookies.

La explotación del albergue será algo que tendrá que decidir la próxima corporación

29/04/2011 13:26 | Begoña Cisneros
WhatsApp
Linkedin
Google +
Twitter
Facebook
Enviar
Imprimir


A pesar de que la intención del equipo de gobierno era aprobar en el último Pleno sacar a contratación la gestión del albergue municipal durante los próximos diez años, finalmente el asunto se quedaba sobre la mesa en espera del próximo mandato a petición del resto de grupos municipales. Aunque el concejal de Juventud se esperaba la respuesta del PCAL, de IU y de los no adscritos, sí que se mostró sorprendido por las manifestaciones del concejal del PP, Máximo López, que también optó por aparcar el tema alegando que no estaba de acuerdo con el período de adjudicación. “No entendemos que se opte por una duración tan dilatada”, señalaba López, que auguraba “una hipoteca del albergue por 10 años a cambio de que la empresa concesionaria se haga cargo de los gastos”.
 
Desde la oposición también se dejó patente la necesidad de elaborar un estudio global “de lo que se quiere hacer con el edificio de las Francesas en su totalidad”. Para el responsable del PCAL, Sebastián de la Serna, se trata de “un edificio mal gestionado y utilizado”. IU, por su parte, continúa proponiendo que esa zona del inmueble que ocupa ahora el albergue sea utilizado para crear un segundo centro cívico.
 
Lo que sí que es cierto, y así lo manifestó el concejal socialista Sergio Ortega, es que la anterior adjudicataria debe aún mucho dinero al Consistorio de la anterior gestión, como el agua caliente utilizado durante todo el tiempo que ha durado su gestión, diez años, parte del agua fría y de la utilización del ascensor. “Parte de lo que nos debe ha prescrito y ha prescrito en su mandato”, señalaba, dirigiéndose al PP. “Me he encontrado con un marrón impresionante en el tema del albergue”, añadía.
 
La propuesta del equipo de gobierno era licitar estas instalaciones a cambio de, como mínimo 16.000 euros al año, un dinero superior a los 6.000 que venía pagando la anterior empresa. Sergio Ortega manifestó que existían más de diez empresas interesadas en realizar sus ofertas.
 

 
 
Su opinión sobre este contenido
 
Tienes que estar logueado para escribir un comentario. Puedes registrarte si no tienes ya una cuenta creada.