Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia y poder ofrecer un mejor servicio. Al continuar entendemos que se acepta nuestra Política de cookies.
Aranda

Las últimas técnicas en medicina al servicio de nuestras mascotas

La clínica veterinaria Lobo Scott se convierte en la primera de la provincia en hacer cirugías con laparoscopia

14/02/2019 11:53 | Begoña Cisneros
WhatsApp
Linkedin
Google +
Twitter
Facebook
Enviar
Imprimir

Foto Noticia

Con una fuerte inversión, en torno a los 60.000 euros, y con la ilusión de utilizar los avances de la medicina para ayudar a los animales que conviven en nuestras casas, la clínica Veterinaria Lobo Scott de la capital ribereña pone en marcha una nueva tecnología que, sobre todo, hará sufrir menos a nuestros amigos.

Con la utilización de la laparoscopia en el sector veterinario la clínica arandina se convierte en pionera en la provincia de Burgos en ofrecer este servicio. Y las primeras operaciones ya se están realizando en Lobo Scott con esta técnica propia de hospitales para las personas. La esterilización de hembras de perro y una operación de hernia han sido las primeras operaciones quirúrgicas que se han realizado para inaugurar esta nueva etapa. Para ello se ha contado con la visita de veterinarios que a nivel internacional están formando en la utilización de esta técnica.

Para José María Lobo, responsable de la clínica junto con Laura Scott, se trata de “dar un paso más”. “Con la laparoscopia conseguimos una cirugía menos agresiva donde nos vale con sólo tres orificios, uno para la óptica, otro para la cánula de trabajo y otro para manipulación y sellado”, explica. Y es que el adelanto que supone se convierte en que el animal tendrá muchos menos dolores, se marchará a casa el mismo día, y el nivel de riesgo será muy bajo sin necesidad de sutura evitando rechazo y pérdidas de sangrado.

Todavía hay un beneficio más con la utilización de esta técnica, y es que al utilizarla no sólo se realiza la cirugía que corresponda, sino que además la distensión del abdomen con CO2 necesaria para la laparoscopia permite al profesional encontrar otra serie de patologías que con una resonancia o un tac podrían pasar desapercibidas. “Tienes una visión muy superior y obtienes una panorámica de todo el abdomen y si ves un problema en el riñón, en el hígado o en el bazo, por ejemplo, puedes adelantarte a que eso evolucione a peor y ponerle solución”, termina diciendo Lobo.

 
 
Su opinión sobre este contenido
 
Tienes que estar logueado para escribir un comentario. Puedes registrarte si no tienes ya una cuenta creada.