Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia y poder ofrecer un mejor servicio. Al continuar entendemos que se acepta nuestra Política de cookies.
Aranda

Los dos acusados por traficar con droga en Aranda se enfrentan a una pena de 9 años

Se trata de los hombres detenidos en marzo durante la operación Gasolina

01/10/2019 14:15 | Begoña Cisneros
WhatsApp
Linkedin
Google +
Twitter
Facebook
Enviar
Imprimir

Foto Noticia

El próximo 21 de octubre tendrá lugar en la Audiencia provincial de Burgos la apertura del juicio oral contra los dos hombres que fueron detenidos el pasado mes de marzo en Aranda de Duero por un delito contra la salud pública. Fueron los dos detenidos en el marco de la operación policial denominada ‘Gasolina’ en el que se encontraron en los bajos de un edificio de viviendas de la calle Pedro Sanz Abad 5 kilos de speed, 660 gramos de hachís y 74 de marihuana.

Los dos acusados, que se encuentran privados de libertad desde el momento de su detención, se enfrentan a una pena de nueve años de prisión y a una multa de 300.000 euros.

Se trata de dos hombres de nacionalidad española de 43 y 58 años que ya contaban con antecedentes por delito de tráfico de drogas, aunque de menor calado, y a las que se estaba investigando. Se detectaron indicios en uno de ellos de que pudiera estar dedicándose a la recepción y posterior venta de sulfato de anfetamina (speed), de alta peligrosidad para los jóvenes debido a sus graves efectos y al bajo coste que tiene su compra. Con este alijo de droga se calcula que se podrían haber efectuado 60.000 dosis para la venta.

Esta persona en cuestión se dedicaba a la guardia y custodia de la droga, que ocultaba en una lonja situada en los bajos de unas viviendas utilizados como garaje y como almacén. Por ello ningún vecino sospechó que en su interior se estaban ocultando estupefacientes.

El acusado de guardar la droga la tomaba de manos del segundo detenido que era el que se encargaba de recepcionarla y trasladarla hasta este sitio. Una droga que, según fuentes policiales, no se fabrica en España, sino que llega sobre todo del Norte de África para su distribución por Europa, que es donde se produce su adulteramiento.

La detención se realizaba cuando el transportista iba a realizar la entrega de una importante cantidad de speed, y uno de los detenidos portaba una bolsa tipo “pollo” de sustancia estupefaciente de la parecer speed, así como una “bellota” de al parecer hachís, siendo lo que en el argot policial se conoce como “foto”, que vendría a ser una muestra de la sustancia que el detenido estaría ofreciendo a potenciales compradores de la droga que se encontraba guardada y custodiada en la lonja.

 
 
Su opinión sobre este contenido
 
Tienes que estar logueado para escribir un comentario. Puedes registrarte si no tienes ya una cuenta creada.