Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia y poder ofrecer un mejor servicio. Al continuar entendemos que se acepta nuestra Política de cookies.
Aranda

Los jóvenes arandinos aprenderán a realizar la RCP

Gracias a un macrocurso que tendrá lugar en el recinto ferial

10/10/2018 13:09 | Begoña Cisneros
WhatsApp
Linkedin
Google +
Twitter
Facebook
Enviar
Imprimir

Foto Noticia

335 estudiantes de 4º de la ESO de los centros educativos de Aranda donde se imparte este curso participarán el próximo 16 de octubre en un macrocurso de Reanimación Cardiopulmonar (RCP) que organizan conjuntamente el Ayuntamiento de Aranda y Cruz Roja. Una actividad que se hace por primera vez uniendo a los jóvenes en un mismo punto, en el recinto ferial, para participar en una formación que, según apunta Susana Modrón responsable del departamento de Formación de Cruz Roja “debíamos tener todos los ciudadanos del mundo”.

Se ha elegido esa fecha, el 16 de octubre para hacer coincidir el macrocurso con el Día Europeo de la Parada Cardiaca. Y en el futuro, señala la alcaldesa de Aranda Raquel González, “lo seguiremos haciendo.

De esta manera acudirán al recinto en primer lugar los chicos y chicas de los centros Empecinado, Dominicas y vela Zanetti. A continuación harán lo mismo los de Claret, Vera Cruz, San Gabriel y Sandoval.

La primer edil ha presentado este miércoles el proyecto junto al presidente de Cruz Roja en Aranda, Agustín Escudero, y la responsable de Formación. Pero no es la primera actividad que esta asamblea realiza en colegios, porque hasta ellos se acerca todos los años para impartir diferentes cursos de primeros auxilios. Porque los que ahora son pequeños “son los que pueden salvarnos la vida en un futuro” e incluso en el presente, como explica Modrón cuando cuenta la anécdota de una niña arandina que gracias a la charla que Cruz Roja hizo en su colegio “consiguió salvar la vida de su madre”.

Apostar por la prevención y por la formación es importante, indica el presidente Cruz Roja, cuando asegura que “si no trabajamos con tiempo no sirve de nada”. “Hay que estar preparados para que cuando surja este tipo de situaciones sepamos qué hacer, y lo peor de todo es no hacer nada”, comenta Escudero.

Para la actividad del 16 de octubre se contará con 26 instructores que de forma voluntaria han querido participar. Cada uno de ellos se hará cargo de impartir sus conocimientos a ocho alumnos con la ayuda de un muñeco de reanimación.

 

 

 
 
Su opinión sobre este contenido
 
Tienes que estar logueado para escribir un comentario. Puedes registrarte si no tienes ya una cuenta creada.