Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia y poder ofrecer un mejor servicio. Al continuar entendemos que se acepta nuestra Política de cookies.

Los sindicatos piden más coordinación de Sanidad y Trabajo en las administraciones

Hoy se celebra el Día Internacional de la Seguridad y Salud en el Trabajo

28/04/2020 8:29 | DR
WhatsApp
Linkedin
Google +
Twitter
Facebook
Enviar
Imprimir

Foto Noticia

Una mayor coordinación de los departamentos de Sanidad y Trabajo de las administraciones sería lo necesario para lograr la plena integración de la salud laboral en la salud pública y es lo que reivindican los sindicatos de CCOO y UGT en el día de hoy, jornada en la que se celebra Día Internacional de la Seguridad y Salud en el Trabajo. Los sindicatos aseguran que la pandemia ha puesto en evidencia que la salud laboral y la salud pública son derechos que deben priorizarse por encima de cualquier otro y aprovechan este día para realizar un homenaje a las víctimas del Covid-19 y a la labor de los trabajadores de los servicios esenciales.

UGT y CCOO han elaborado un manifiesto en el que afirman que este 28 de abril no puede ser como el de otros años, “pues nos enfrentamos a una crisis sanitaria mundial, como no se recordaba desde hace más de un siglo, que ha llevado a los sistemas sanitarios más allá de sus límites, ha paralizado gran parte de la actividad económica y, lo que es más grave y doloroso, se ha llevado decenas de miles de vidas solo en España”.

Ambos sindicatos consideran que la pandemia ha puesto de manifiesto una realidad, “que la salud laboral es indisociable de la salud pública. De hecho, los contagios en el ámbito laboral y en los desplazamientos vinculados han sido importantes vectores de propagación del virus”.

Entienden que las políticas de austeridad impuestas para abordar la crisis de 2008 arrasaron los derechos sociales y laborales. Y que como fruto de estos recortes se diezmaron los servicios públicos, que ahora se revelan imprescindibles, como la sanidad pública. “La consecuencia fue clara: peores condiciones de trabajo, mayor precariedad laboral, y un repunte, en la última década de los accidentes de trabajo, y de las enfermedades profesionales, aunque sigue existiendo una infradeclaración de las mismas”, aseguran.

Critican la escasez de inspectores de trabajo y la reducción de plantilla tanto en el Instituto Nacional de Seguridad y Salud en el Trabajo, y señalan que tras el Covid-19 “la salud y la seguridad de las personas trabajadoras deben convertirse en un eje central en las relaciones laborales y en las políticas económicas”.

 
 
Su opinión sobre este contenido
 
Tienes que estar logueado para escribir un comentario. Puedes registrarte si no tienes ya una cuenta creada.
 
Banner Sección