Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia y poder ofrecer un mejor servicio. Al continuar entendemos que se acepta nuestra Política de cookies.

Piden 12 años de cárcel para un arandino reincidente en tráfico de drogas

Tres mujeres también están acusadas en otro juicio por traspasar dinero desde una cuenta bancaria

05/04/2021 12:51 | Begoña Cisneros
WhatsApp
Linkedin
Google +
Twitter
Facebook
Enviar
Imprimir

Foto Noticia

A doce años de prisión se enfrenta un arandino acusado, junto con otras ocho personas, de pertenecer a una banda que se dedicaba al tráfico de drogas. En su domicilio de la capital ribereña se interceptó sustancia de anfetamina (374 gramos), una báscula de precisión y un cuaderno de anotaciones. El hombre ya fue condenado en 2015 por tráfico de drogas a 5 años de prisión.

Es hoy cuando se celebra el juicio en la Audiencia provincial de Burgos a los nueve acusados, que desde noviembre de 2018 se encuentran en prisión provisional. Todos ellos, indica el Ministerio Fiscal, desde hacía tiempo venían dedicándose a la actividad de tráfico de drogas. Traían la sustancia de los países bajos, oculta en carros con plantas, y una vez en España se realizaba su transformación a sustancia sólida para su comercialización  y venta. La persona que vivía en Aranda era la encargada de llevar a cabo esa transformación y era uno de los cuatro distribuidores por diferentes provincias españolas.

Fue gracias a la intervención de los teléfonos de los principales implicados cómo se puso de manifiesto la existencia de esta organización de la que se venía teniendo indicios de la actividad. Además de en Aranda, se intervino droga en domicilios de Burgos, Torrevieja (Alicante), Cuenca, Bustarviejo (Madrid), Revillaruz (Burgos) y Bilbao.

Mientras que para los tres cabecillas de la trama se piden 15 años de prisión, para el resto se solicitan 12, además de una multa de 4 millones de euros.

 

Piden tres años a tres mujeres por apropiación indebida                

Por otra parte, la Fiscalía solicita tres años de prisión a tres mujeres, acusadas de concebir un plan con el objetivo de obtener un beneficio económico ilícito. Fue en mayo de 2017 cuando valiéndose de un poder notarial que una de ellas les había otorgado, las otras dos realizaron una transferencia por importe de 100.000 euros desde una cuenta bancaria que no era de su propiedad. El dinero pertenecía a una cuarta persona con la capacidad modificada judicialmente y las tres acusadas eran cotitulares. Además de los tres años de cárcel se pide una  multa de 3.240 euros por responsabilidad personal subsidiaria, y la indemnización del dinero traspasado  más los intereses legales. El juicio tendrá lugar el próximo 20 de abril.

 

 
1 Comentario
 
 
 
Usuario  
#1   elcarlos 05/04/2021 15:13:30
 
Los Países Bajos.
 
 
 
 
 
 
Su opinión sobre este contenido
 
Tienes que estar logueado para escribir un comentario. Puedes registrarte si no tienes ya una cuenta creada.