La unión en busca de la fuerza para luchar por el sector vitivinícola

Once denominaciones se unen para crear la Asociación Vino con Origen

23/11/2023 13:03 | Begoña Cisneros
WhatsApp
Linkedin
Google +
Twitter
Facebook
Enviar
Imprimir

Foto Noticia

Unión de fuerzas, eso es lo que han hecho once denominaciones de Origen vinícolas de Castilla y León creando la Asociación de Vino con Origen de Castilla y León (AVOCYL). Un colectivo del que forma parte la DO Ribera del Duero, como también las de Rueda, Bierzo, Cigales, León, Arribes, Arlanza y Tierra del Vino de Zamora, Valles de Benavente, Cebreros y Sierra de Salamanca. Una asociación que representa a 11.829 viticultores de Castilla y León, 625 bodegas y 54.277 hectáreas de viñedo de la región.

Nace con grandes objetivos, como el de defender la calidad amparada por las denominaciones de Origen. También abordará las necesidades del sector, luchará por eliminar la gran carga burocrática que existe en la actualidad y trabajará para favorecer la promoción de los vinos castellano y leoneses a nivel nacional e internacional.

Como primer paso, los representantes de las denominaciones de Origen han presentado la asociación en un encuentro con el consejero de Agricultura de la Junta de Castilla y León, Gerardo Dueñas Merino, y el director del ITACYL, Rafael Sáez. En la reunión se ha pedido fomentar una relación directa con las consejerías y que consideren a la Asociación como un Órgano Consultivo para cualquier tema relacionado con el vino.

Además, se ha puesto el acento en la importancia de defender el vino con origen como elemento diferenciador de calidad, procedente de una zona geográfica delimitada, concentrando recursos en las denominaciones de Origen y evitando mensajes que puedan confundir al consumidor.

 

Medioambiente

A pie de campo, el colectivo trabajará por defender el viñedo como patrimonio. Y es que existe una gran preocupación por lo que denominan “creciente y descontrolada” proliferación de proyectos de infraestructuras energéticas y su transporte, así como de otras actuaciones con consecuencias sobre el paisaje vitivinícola.

Especial atención merecen las granjas porcinas. “Todos tenemos cabida en el campo, pero hay que buscar soluciones que para que la actividad vitivinícola sea compatible con la actividad ganadera de porcino y no se ponga en peligro ni la calidad de las cosechas ni un recurso tan vital para la lucha contra la despoblación como el enoturismo”, indican.

Del mismo modo, AVOCYL solicitará ayudas para mantener y recuperar el viñedo antiguo como garantía de conservación de la biodiversidad, como también pedirá ajustes de la aplicación SIGPAC y la dotación de recursos y personal de la Estación Enológica de Castilla y León.

 
 
Su opinión sobre este contenido
 
Tienes que estar logueado para escribir un comentario. Puedes registrarte si no tienes ya una cuenta creada.