Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia y poder ofrecer un mejor servicio. Al continuar entendemos que se acepta nuestra Política de cookies.
Comarca

No importa el color político en materia de Sanidad

El clamor que une a los alcaldes es la búsqueda de una solución ante la falta de médicos de Primaria

29/11/2018 14:20 | Begoña Cisneros
WhatsApp
Linkedin
Google +
Twitter
Facebook
Enviar
Imprimir

Foto Noticia

Alcaldes de tres fuerzas políticas (PP, PSOE y C’s) de la comarca ribereña se unen para lanzar públicamente una reclamación que hace meses que llevan haciendo y a la cual todavía no se les ha dado respuesta, la sanidad en el mundo rural. Y es que la falta de médicos de familia en los pequeños municipios está causando no pocos trastornos para los habitantes de los pueblos ribereños.

José Antonio Fernández, alcalde de Hontangas, Teodoro Bartolomé de Campillo de Aranda y María Elena Miguel de Adrada de Haza son los tres ediles que han convocado este jueves a los medios de comunicación para hacer un llamamiento a la administración regional con el fin de que tome cartas en el asunto. Poblaciones con cuatro días de consulta a la semana (Adrada), tres días (Campillo) y dos días (Hontangas) que a día de hoy ven cómo muchas semanas apenas se pasan una o dos consultas y en días que no corresponden. Se dan muchos casos de personas que acuden a una consulta programada con anterioridad que tienen, después de esperar en el consultorio, que marcharse a casa al no poder acudir el médico correspondiente.

En cuestión de médicos los datos indican que aproximadamente son siete las plazas de médicos de familia en la Ribera del Duero que han quedado vacantes debido a jubilaciones o a traslados. Un número que crecerá en los próximos días con las jubilaciones de los facultativos de Villalba de Duero a finales de año y de Gumiel de Izán a principios de 2019. “Los médicos hacen lo que pueden, pero nos atienden de mala manera, unos días a una hora, otros a otra y muchos días sin consulta”, explica el alcalde de Hontangas advirtiendo que el coordinador médico “se tiene que romper la cabeza para que no nos falte  la atención sanitaria”.

Hace más de un mes estos alcaldes mantenían una entrevista con la gerencia de Primaria “y dijeron que en breve estaría resuelto, pero a fecha de hoy no sabemos nada”. “Y ahora empezaremos con el periodo preelectoral y no tardarán en venir a darnos buenas palabra”, continúan criticando.

No entienden los alcaldes ribereños cómo en un momento en que tanto se habla de la despoblación no se apueste por la sanidad en los pequeños pueblos. Porque la posible solución que aportaban desde el colegio de médicos de Burgos de aglutinar consultorios a cambio de un servicio de transporte no es la adecuada para los responsables de los ayuntamientos. “Esa medida del colegio de médicos es errónea si el objetivo final es que los pueblos se mantengan. Si es así no se pueden quitar servicios, con los colegios se ha hecho parecido y el tema de sanidad es mucho más sensible”, manifiesta el edil de Campillo.

A ello se une el problema que se crea en las urgencias de Aranda, añade su homóloga de Adrada de Haza, incidiendo en que la falta de una atención Primaria adecuada conlleva, como está ocurriendo, a la sobrecarga de los servicios de urgencias.  También repercute en los propios médicos que ven como se multiplica su trabajo, al igual que ocurre con el área de enfermería.

 

 

 

 
1 Comentario
 
 
 
Usuario  
#1   chispitas 29/11/2018 15:19:00
 
A esto me refería, que se unan todos los alcaldes de los pueblos de la comarca (la de Aranda no cuento con ella) y que exijan que solucionen el tema e los médicos o no se presentan a las próximas elecciones.
Y ya verás que pronto está solucionado.
 
 
 
 
 
 
Su opinión sobre este contenido
 
Tienes que estar logueado para escribir un comentario. Puedes registrarte si no tienes ya una cuenta creada.