Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia y poder ofrecer un mejor servicio. Al continuar entendemos que se acepta nuestra Política de cookies.
Comarca

Roa demanda a la constructora y a la dirección facultativa de las viviendas de La Guindalera

Por su responsabilidad con el proyecto de urbanización

14/05/2019 14:43 | Begoña Cisneros
WhatsApp
Linkedin
Google +
Twitter
Facebook
Enviar
Imprimir

Foto Noticia

El Ayuntamiento de Roa ha demandado a la constructora Sacyr y a la dirección facultativa de  las viviendas de La Guindalera entendiendo que son los responsables de la sentencia que ha obligado a las arcas municipales a pagar la indemnización a 33 de las 97 viviendas de esta urbanización. Son las viviendas de los 33 propietarios que hace nueve años se constituyeron en sociedad para reclamar a la Sociedad Municipal de Roa las deficiencias de  las casas que adquirieron.

Y es que tras un largo tiempo de procedimiento judicial los 33 vecinos han conseguido que la empresa constructora lleve a cabo los arreglos de algunas de esas deficiencias gracias a un acuerdo al que llegó el Ayuntamiento de Roa, responsable de la propiedad municipal, con Sacyr ante la juez sobre algunos puntos, condenando al Ayuntamiento a pagar las costas. Deficiencias que se traducen en falta de aislamiento de paredes y ventanas, un motor de agua para que la presión sea suficiente para llegar a las viviendas, arreglos de sanitarios, de radiadores, de tuberías, de las puertas de garaje y desperfectos en el tejado. Además, los vecinos han recibido la cantidad de 157.000 euros. 36.794 para pagar las costas del juicio y 120.000 en concepto de indemnización por incumplimientos y defectos constructivos, dinero que los 33 vecinos han gastado en los arreglos de las viviendas. Una cantidad que el Ayuntamiento ha abonado en tres cuotas y que ha terminado de pagar en el mes de febrero de 2019.

“Vamos a iniciar la demanda contra Sacyr y contra la dirección facultativa con los documentos que hemos podido encontrar”, señalaba la alcaldesa socialista del municipio, Carmen Miravalles, contestando en el mes de abril al portavoz de la oposición, el popular David Colinas. Colinas pedía en el último pleno del mes de abril que desde el Consistorio se iniciasen los trámites para reclamar el dinero que el Ayuntamiento había adelantado. Pero Miravalles no sólo reclamará a la constructora, como  pedía Colinas, sino que también lo hará a la dirección facultativa, una parte que considera responsable de esta situación.

La falta de aislamiento se deja patente en la imagen. / DR

 

Que se indemnice a todos los propietarios

Eso es lo que solicitaba también desde la oposición David Colinas, que no sólo salgan beneficiados 33 vecinos sino también los 64 restantes aunque en su día no tomasen la decisión de pertenecer a la asociación que se creó para reclamar al Ayuntamiento. “No sé por qué motivos, con una serie de propietarios y no con todos una indemnización, porque tanto derecho tiene el que está en esa asociación como el que no está a que las deficiencias que tengan en su vivienda que se las arreglen”, señalaba Colinas añadiendo que “me parece de poco estilo por parte del Ayuntamiento privilegiar a unos y a otros no por el mero hecho de pertenecer a una asociación”.

“Me parece vergonzoso que venga a exigir a este equipo de gobierno que pleiteemos ahora con Sacyr algo que se generó siete años antes de cuando llegamos nosotros a gobernar”, contestaba la alcaldesa recordando que “Fueron los adjudicatarios los que tuvieron que demandar porque usted no empezó a pleitear con Sacyr cuando le correspondía hacerlo”.

Con respecto al pago de la indemnización y las costas, Miravalles señala que el Ayuntamiento se ha limitado a cumplir la condena emitida por el Juzgado de Instrucción número 1 de Aranda. “Se pierde en una parte porque en otra se firma un acuerdo con Sacyr en el juicio por el que se compromete a hacer toda la parte que a él le corresponde”, explica la alcaldesa señalando que “hemos cerrado una herida de algo que se estaba pidiendo desde hace años, aunque mal porque lo que mal empieza mal acaba. Ellos ganaron un juicio y lo único que hemos hecho ha sido llegar a un acuerdo”.

Por parte de la asociación de vecinos que se constituyó en La Guindalera, su portavoz Mar Serrano acusa a Colinas de “dejación de funciones” cuando ocupaba el cargo de alcalde de Roa en el momento en que surgió el problema. “Intentamos hablar con él antes de iniciar el proceso judicial pero nunca nos escuchó”, comenta señalando que Colinas “en ningún momento apoyó a las viviendas en mal estado” y defendiendo a la actual alcaldesa “porque lo único que ha hecho es cumplir la sentencia”. Por otra parte no entiende que se pida una indemnización para unos vecinos que en su día no quisieron formar parte de la sociedad que se creó para reclamar la subsanación de las deficiencias. “Algunos dijeron que no tenían desperfectos en sus casas y otros que se las iba a arreglar el anterior alcalde”, termina diciendo Serrano, señalando que debiera haber sido David Colinas el que debería de haber defendido el arreglo de todas las viviendas siendo alcalde.

 

Imagen superior: Los operarios trabajando en los arreglos de una de las viviendas. / DR

 

 

 
 
Su opinión sobre este contenido
 
Tienes que estar logueado para escribir un comentario. Puedes registrarte si no tienes ya una cuenta creada.