Un recibimiento importante a la Semana Santa de Roa de Duero

Una localidad que busca la declaración regional para esta festividad

25/03/2024 8:19 | Begoña Cisneros
WhatsApp
Linkedin
Google +
Twitter
Facebook
Enviar
Imprimir

Foto Noticia

Roa de Duero inicia su Semana Santa con el deseo de que esta festividad se convierta en una fiesta de interés regional. Los raudenses pudieron ver el vídeo promocional que el Ayuntamiento ha promovido, una presentación que contó con la dulzaina de Samuel Brogeras, la guitarra flamenca de Víctor del Amo y la Asociación de Dulzainas y Tambores “Villa de Aranda”.

Con este acto, el Ayuntamiento de la localidad ha querido rendir homenaje a todas las cofradías y agradecerles su implicación en mantener las tradiciones y celebraciones de la Semana Santa de Roa.

De esta manera, el Ayuntamiento de Roa sigue apostando por poner en valor su historia, su patrimonio, su cultura del vino, su potencial enogastronómico y, también, sus tradiciones.  Persigue que la Semana Santa de Roa sea considerada Fiesta de Interés Turístico Regional.

Con la llegada de la Semana Santa, Roa saca de sus templos su tradicional modo de conmemorar la Pasión, Muerte y Resurrección de Cristo. Durante siglos, los raudenses han forjado su idiosincrasia celebrativa dotándola de su propia personalidad.

 

 

La originalidad de la Semana Santa raudense radica, no sólo en sus actos, sino también en sus rituales y costumbres. Todos los Viernes de Cuaresma se entona el Miserere, una composición creada por Gregorio Allegri en el siglo XVII. Se compuso para ser cantada en la Capilla Sixtina de la Basílica de San Pedro los miércoles y vierne durante los maitines de Semana Santa.

El Miércoles Santo tiene lugar el Paso de la Cruz, procesión que se remonta a tiempos inmemoriales y que forma parte de la tradición popular. En las procesiones del Jueves Santo y Viernes Santo es costumbre cantar Los Sayones, antiquísima narración de la Pasión y Muerte del Señor, una composición de ciento cincuenta y cuatro versos del siglo XVI atribuida a Lope de Vega. El Viernes Santo, además, se celebra por la mañana el Santo Viacrucis y por la tarde el Descendimiento del Señor. El sábado tiene lugar el Rosario de la Aurora y la solemne Vigilia Pascual. Estos actos se celebran también en muchas otras localidades, sin embargo, en Roa adquieren un significado especial por el fervor que se profesa en ellos.

Otra singularidad de la Semana Santa de Roa es que, si bien se inician las procesiones con la Procesión del Domingo de Ramos, como en la mayoría de localidades de España, estas no terminan con la Procesión de Resurrección del Domingo de Pascua, sino que en Roa se celebra un Segundo Domingo de Pascua, en la cual se traslada la imagen del Resucitadillo de la Iglesia de San Esteban a la excolegiata de Santa María.

 

 

La celebración de la Semana Santa raudense cuenta con una tradición popular que se remonta al siglo XIV, contando por lo tanto con siete siglos de antigüedad. La primera cofradía documentada en Roa es la del Corpus Christi, que ya existía en 1394.

En Roa ha habido más de 30 Cofradías que a lo largo de los siglos han fomentado la devoción y culto a sus santos titulares, patronos y protectores, a la vez que ejercieron actos de caridad con sus hermanos y el pueblo en general. Es sorprendente que en un pueblo que cuenta con unos 2.400 habitantes formen parte de las cofradías unas 3.700 personas.

La Semana Santa de Roa engloba una gran diversidad de valores culturales, desde su función como forma de expresión de la religiosidad popular a su papel como marcador identitario, pasando por su importancia como transmisor de actos, ritos, costumbres o conocimientos tradicionales y su relación con múltiples obras muebles y diversos inmuebles de valor artístico.

 

 

Las celebraciones y manifestaciones religiosas de la Semana Santa se desarrollan en dos templos, la excolegiata de Santa María y la iglesia de San Esteban. La iglesia de Santa María acoge todos los actos. sin embargo, el Miércoles Santo se lleva a cabo el Traslado de Jesús de Medinaceli desde este templo hasta la Iglesia de San Esteban y el segundo Domingo de Pascua se traslada la imagen del Resucitadillo desde la iglesia de San Esteban hasta la de Santa María. La excolegiata de Santa María, de estilo gótico – renacentista, es Bien de Interés Cultural y alberga en su interior obras de gran valor artístico, fundamentalmente góticas y renacentistas.  Además, el recorrido de las procesiones se realiza por el casco histórico de la Villa, declarada Zona Arqueológica Protegida.

La Semana Santa de Roa cuenta también con manifestaciones gastronómicas típicas, como el bacalao “estilo taberna”, plato típico de Roa que adquiere un especial protagonismo durante estas fechas. Como postre, no pueden faltar las típicas torrijas y como tampoco la limonada.

 
 
Su opinión sobre este contenido
 
Tienes que estar logueado para escribir un comentario. Puedes registrarte si no tienes ya una cuenta creada.