Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia y poder ofrecer un mejor servicio. Al continuar entendemos que se acepta nuestra Política de cookies.

50.000 euros que descuadrarían el presupuesto en ASOBAL

El Villa de Aranda puede jugar la liga sin pagar la cuota asociativa pero está barajando hacer frente a esa cantidad

30/06/2020 18:25 | DR
WhatsApp
Linkedin
Google +
Twitter
Facebook
Enviar
Imprimir

Foto Noticia

Foto: ASOBAL

Son muchas las informaciones que últimamente se están generando en torno a la máxima categoría del balonmano español. Ayer mismo se reunía la Asociación ASOBAL para valorar algunos puntos de importancia, entre ellos la posibilidad de impugnar el acuerdo que se tomó en la última Asamblea de la Federación donde se exime de ser socio de la Asociación para disputar la competición oficial. En esa tesitura se encuentran ahora mismo los dos últimos equipos ascendidos de la División de Plata, el Balonmano Cisne y el Villa de Aranda.

 

De cara a informar a los aficionados para sacarles de algunas dudas que están en la calle, hay que señalar que el Villa de Aranda ya ha pagado su cuota de participación en la liga Sacyr ASOBAL y por lo tanto tiene todo el derecho de disputar dicha competición. Otra cosa distinta son las cuotas para constituirse como miembro con derechos, deberes, voz y voto en la Asociación ASOBAL, donde actualmente militan los 16 clubes restantes. Los estatutos dejan claro que hay que pagar para formar parte de dicho colectivo. Todos los clubes deben aportar esa parte proporcional que da derecho por ejemplo a disfrutar de la televisión o la publicidad en los distintos soportes mediáticos. También del reparto de beneficios si los hubiere. El Villa de Aranda está interesado en formar parte de ASOBAL pero está echando cuentas porque las cifras del canon podrían rondar los 50.000 euros. La Asociación ha requerido documentación al club arandino y éste ya ha remitido parte de estas peticiones. La cuota inicial de inscripción ronda los 10.000 euros pero luego hay que aportar entre 40.000 y 50.000 euros más. Al respecto el presidente del Villa de Aranda, Eusebio Martín, ha señalado a DR que se está estudiando todos los requisitos porque interesaría mucho estar en ASOBAL como miembro con plenos derechos y garantías. Evidentemente hay un obstáculo que hay que intentar salvar, que no es otro que el económico. El Villa de Aranda está  conteniendo la previsión de gastos y ésto descuadraría las cuentas preparadas. Se está sopesando todas las opciones, más que nada por una cuestión de supervivencia presupuestaria. 

 

Todo esto llega en plena marejada interna de ASOBAL. Según algunos medios de comunicación hay varios clubes que amenazan muy seriamente con abandonar la Asociación, entre ellos dos de los más poderosos, el Barcelona y el Ciudad de Logroño. Muchas divergencias con la presidencia como principal foco de tensión. El Villa de Aranda se mantiene a la expectativa del desenlace de estos acontecimientos también porque afectan de lleno a la solidez futura del colectivo de clubes.

 
 
Su opinión sobre este contenido
 
Tienes que estar logueado para escribir un comentario. Puedes registrarte si no tienes ya una cuenta creada.