Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia y poder ofrecer un mejor servicio. Al continuar entendemos que se acepta nuestra Política de cookies.

Se resiste la primera victoria (21-25)

El partido dejó muchas imprecisiones y errores por la falta de ritmo tras el confinamiento

17/10/2020 21:02 | DR
WhatsApp
Linkedin
Google +
Twitter
Facebook
Enviar
Imprimir

Foto Noticia

Foto: Julio Calvo

Los dos puntos se marchan para la Rioja. El BM Ciudad de Logroño pudo brindar al final del partido tras imponerse por 21-25 en el Príncipe de Asturias. Lo mejor el resultado en un encuentro marcado por la falta de ritmo y los errores en ataque. Las defensas rayaron a un buen tono y lo mejor se ubica en ambas porterías, con buenas actuaciones de Luis de Vega y del debutante Ricardo Castro en la del Blas Gon y Bodegas Ceres, y de Rangel Luan, que en su regreso a Aranda brilló ante la que fuera su afición hace varias temporadas.

 

El partido arrancó con mucha igualdad y buenas perspectivas. 6 tantos en cinco minutos (3-3) auguraban un encuentro muy vistoso y emocionante, pero a partir de ahí la capacidad ofensiva de ambos equipos se ralentizó hasta cotizarse muy caro el gol en la portería contraria. Matheus era el que más producía en el lado local, especialmente desde el punto de penalti mientras que en las filas visitantes eran los extremos Geraldo y Cadarso, más el gigante Bonilauri en el pivote los más acertados en la definición. La salida de Balenciaga metió una velocidad más al ataque visitante, lo que llevó al cuadro de Velasco a distanciarse por dos goles al término de los primeros 30 minutos.

 

Logroño entró mejor en la segunda mitad

 

La segunda parte se inauguró con un parcial de 0-2 que elevó la distancia riojana hasta los cuatro de diferencia. El Blas Gon y Bodegas Ceres no aprovechó bien las superioridades numéricas para meterse de lleno en la pugna y a partir de ahí Logroño se fue haciendo dueño del partido y del electrónico. Unos buenos minutos de Agustín Casado en el central más las conexiones con Bonilauri sirvieron para abrir una brecha casi definitiva. La diferencia se amplió hasta los seis goles (13-19) en el ecuador de la segunda parte. La falta de lanzamiento exterior en el cuadro local favoreció la estrategia defensiva visitante que sólo sufrió ante un Javi García sensacional recibiendo balones en el pivote. El leonés se convirtió en una auténtica pesadilla y prácticamente en el recurso más buscado por el Blas Gon y Bodegas Ceres. Anotó seis goles y fue el mejor en las filas ribereñas pero no fue suficiente para llegar con opciones de puntuar al tramo decisivo del choque. El Ciudad de Logroño durmió el partido impidiendo cualquier atisbo de rebelión en las filas contrarias y se llevó su tercera victoria en la liga Sacyr ASOBAL. El encuentro concluyó con el primer gol del jovencísimo Montiel que con 15 años se estrenaba en ASOBAL. El objetivo del Blas Gon y Bodegas Ceres pasa por ir cogiendo ritmo tras el confinamiento de dos semanas a que se ha visto sometida su plantilla. El equipo de Alberto Suárez además contaba con las bajas de Banduka, Sukic y Souto. Tres hombres importantes para disponer de una rotación más equilibrada. Sigue cerrando la tabla con un punto. Ahora tiene una semana entera para progresar y recuperar efectivos y sensaciones. El próximo partido será el 28 de octubre ante el Helvetia Anaitasuna.

 

BLAS GON Y BODEGAS CERES 21 (9+12)

 

Luis de Vega, Nico López (1), Megías (1), Llorens (1), Matheus (5,3p), Elustondo (2) y Pombo (2). También Ricardo, Leonel (1), Negrete (1), Calvo, Linares, Montiel (1), Javi García (6) y Cunha.

 

BM CIUDAD DE LOGROÑO 25 (11+14)

 

Rangel, Dorado, Casado (4), Serradilla, Ceretta (2), Bonilauri (4) y Geraldo (4). También Jorge Pérez, Sánchez Migallón, Delcio (1), Balenciaga (2), Moreira (1), Oswaldo (2p), Cadarso (3) y Ortiz.

 

Árbitros: Oscar Raluy y Ángel Sabroso (Canarias). Excluyeron por el Blas Gon y Bodegas Ceres a Negrete, Matheus y Llorens (2). Por BM Ciudad de Logroño a Sánchez Migallón, Dorado, Cadarso y Geraldo

 

Parciales: 3-3, 4-4, 6-6, 6-8, 8-9, 9-11 (descanso) 9-13, 12-14, 13-19, 15-20, 18-22, y 21-25 (final)

 

Pabellón Príncipe de Asturias. 500 espectadores. En los prolegómenos del partido se rindió un merecido homenaje a la ciclista arandina Sara Martín. El club entregó una camiseta personalizada a la campeona de España junior.

 

 

 
 
Su opinión sobre este contenido
 
Tienes que estar logueado para escribir un comentario. Puedes registrarte si no tienes ya una cuenta creada.