Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia y poder ofrecer un mejor servicio. Al continuar entendemos que se acepta nuestra Política de cookies.
Deportes

Un duelo autonómico con infinidad de alicientes

Villa de Aranda y Nava se enfrentan en un choque marcado por algunos reencuentros

10/11/2017 14:01 | Andres
WhatsApp
Linkedin
Google +
Twitter
Facebook
Enviar
Imprimir

Foto Noticia

Richi Amérigo y Yeray Lamariano volverán a encontrarse en la pista (Foto: Diario de Pontevedra)

Ya está aquí el esperado derbi castellano leonés de la División de Plata. Y llega en un momento con muchas emociones y alicientes encima de la cancha.

El regreso de Carlos Colmenero al Príncipe de Asturias para dirigir al Villa de Aranda diez años después es el principal. Pero tampoco desmerece la vuelta de Alberto Camino, el jugador que más temporadas ha vestido la camiseta ribereña (12 años seguidos), ahora como segundo entrenador. Comparte con Dani Gordo el banquillo segoviano. Los dos equipos no llegan en su mejor momento deportivo. El Nava tras dos derrotas consecutivas. En Palma y ante Alcobendas en casa. El Villa de Aranda intentando olvidar cuanto antes el pobre arranque que acabó con Senovilla fuera del proyecto en la cuarta jornada. Ahora con la llegada de Colmenero y la victoria en Gijón se busca dar un cambio de timón al barco. El Nava suma 9 puntos y el Villa de Aranda 6. Lo que está claro es que el equipo que pierda saldrá bastante tocado anímicamente. Los arandinos podrían ponerse a sólo un punto de diferencia dando un golpe de efecto importante de cara al futuro. Para ello contarán con la ayuda de su jugador número 8, la afición. Probablemente se registre la mejor entrada de los últimos tiempos y el ambiente que se genere será de apoyo incondicional a la plantilla de Colmenero. Desde Nava también está asegurada la presencia de varias decenas de seguidores que viajarán en un autobús y en coches particulares. Paisaje emotivo el que se vislumbrará desde cualquier punto de la grada este sábado.

 

En cuanto al plano deportivo la buena noticia para el Villa de Aranda es que Richi Amérigo y Oscar Río vuelven a la convocatoria. Los dos se han recuperado de sus lesiones y están disponibles. La única baja será la de Amorim. Hay expectación por ver los cambios que va a introducir Colmenero en la cancha. El estilo del nuevo entrenador vallisoletano y su libro de autor son dos alicientes más para vigilar con mucha atención el sábado. Por parte segoviana el gran peligro se llama Agustín Casado, máximo goleador de la liga con 61 goles en 7 partidos, a una media de casi 9 tantos por partido. Pero Nava tiene muchos recursos más. Una portería excelente con Yeray y Ernesto, un pivote de experiencia como Filipe Martins, un extremo muy efectivo como Juárez o un jugador completo en la primera línea como Brakocevic hacen del cuadro segoviano un conjunto a tener muy en cuenta.

 

El esperado choque arrancará el sábado a las 19.00 horas y será dirigido por los colegiados Alvaro García y José Maríán San Martín.

 

 
 
Su opinión sobre este contenido
 
Tienes que estar logueado para escribir un comentario. Puedes registrarte si no tienes ya una cuenta creada.