Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia y poder ofrecer un mejor servicio. Al continuar entendemos que se acepta nuestra Política de cookies.

De Balances

En la última crónica del año es hora de recorrer la realidad de este 2021

29/12/2021 7:06 | SUSANA GUTIÉRREZ
WhatsApp
Linkedin
Google +
Twitter
Facebook
Enviar
Imprimir

Foto Noticia

Esta será la última crónica de este año. Marca la tradición que es hora de hacer balance, y para qué vamos a llevar la contraria a los tópicos. Lo hacemos. Aunque con el evidente riesgo de adentrarnos en ese bucle infinito, ese más de lo mismo tan similar a la admirada película ‘El Día de la Marmota’. Al hacer el recorrido por los méritos y deméritos queda una sensación de desánimo. Entre la pandemia, los escasos cuasi nulos logros municipales, la ausencia de las promesas regionales o nacionales, quizá lo mejor sería pedir una prórroga para sacar un poco de optimismo.

¿Cuál ha sido el logro que ha experimentado nuestra ciudad en 2021? ¿Qué es lo mejor que ha pasado municipalmente hablando en los últimos 365 días? Tic, tac, tic, tac… Pienso y repienso. Vuelvo a repasar. Incluso pregunto y la nada es la respuesta. Al estar escribiendo estas líneas el día 28 de diciembre, podría haber redactado este espacio de opinión a modo de invento, cual Inocentada, seguro que hubiera quedado más divertido y esperanzador. Pero me toca poner el chute de realidad.  

Por sacar algunos aspectos positivos, en este 2021 se ha logrado obtener la prolongación de la Capitalidad Europea del Vino a 2022. Eso tendría que ser algo bueno, siempre y cuando se sepa aprovechar la oportunidad. Se han tenido dos años extra para poder diseñar y mejorar aquello que se tenía previsto para 2020, pero a primera vista, el programa es el mismo. Este año también se ha logró ampliar la plantilla de la Policía Local, pero las fugas continúan y se pierden efectivos por momentos. Otra cosa buena, la subvención que ha llegado de 150.000 euros para la Agenda Urbana 2030. Ahora lo que queda por entender es qué es ese documento y para qué va a servir, más allá de para pagara a una consultora y que sea más fácil acceder a fondos europeos. La verdad es que los que somos pragmáticos no llegamos a comprender esos documentos, más cuando ya hemos contado decenas similares, que se apilan dentro de un cajón en el ostracismo más absoluto. Unos folios que nos dicen que la ciudad va a llegar a tener 50.000 habitantes, que tiene que ser vivible, bonita, limpia, cívica y transitable. En los papeles todo queda precioso, pero llevarlo a la realidad a través de la gestión es otro aspecto que está a años luz. Más cosas, las obras, que no han empezado, pero que se han adjudicado. La Avenida Castilla, por ejemplo, cuyo proyecto se diseñó hace seis años. Harán bueno el más vale tarde que nunca y esperaremos ahora a los Jardines de Don Diego.

Al otro lado de la balanza. Este 2021 ha sido el año en el que cientos de usuarios han visto como les han cerrado en las narices con las puertas de la piscina cubierta municipal. Un portazo en la cara sin fecha de caducidad y sin sonrojo. La misma actitud que se mantiene con el esqueleto de la comisaría de la Policía Local que si llega en algún momento a convertirse en realidad será a precio de doblón (pagamos todos). O el picón, que dos años después no se sabe ni tan siquiera si se va a poder utilizar y que esa situación ya dejó a los más pequeños sin feria durante las pasadas fiestas patronales. Entre esos pequeños, unos en concreto, los del colegio Santa María, tuvieron que coger los bártulos y trasladarse al ICEDE porque su Consistorio no llegó a tiempo para hacer las obras cuando debía, en verano.

En todo un año se ha sido incapaz de garantizar la seguridad de los ciudadanos con la falta de retén de guardia de bomberos. Desde el 1 de enero cruzando los dedos para que no pase nada y que la suerte acompañe a la gestión que ni se preocupa. Tampoco salió, y se suma así un año más, la restructuración de puestos de trabajo. La biblioteca no puede comprar libros, los museos están cerrados, los quioscos de El Barriles y La Huerta clausurados, los caminos en estado similar al Oeste americano y un largo número de etcéteras.

Eso en un resumen rápido, sin pretender aburrir, podría eternizarme en el tiempo. Un balance que ya auguro que chocará de frente con el que haga el gobierno municipal que ya en el mes de mayo, al cumplir la mitad del mandato, afirmaban que habían cumplido el 70% del programa electoral (se referirían al del 1995). Una dosis de autocrítica sería positiva para los propósitos de los munícipes para el nuevo año, o que lo pidan a los Reyes Magos. Los ciudadanos saldríamos ganando

 
7 Comentarios
 
 
 
Usuario  
#1   OTERO 29/12/2021 13:37:44
 
Como casi siepre que nos deletas con tus cronicas , la e hoy te quedas extremadamente corta, para enumerar los no realizado en funcion de los beneficios del pueblo .La conclusion que se saca , es ¿Que habremos hecho los arandinos ,para merecer estos politicos que tenemos, da verguenza por lo no conseguido, pero es que no existe ningun logro , se te olvida enumerar los como el ACUEDUCTO, el dinamizar la fiestas en vez de mirar a la hosteleria y solo a ellos, que no se hace nada ¿Sera por un casual por su insuficiencia mental?.
No se atreven la oposicion a abrir la boca y la impresion que dan es que quieren que pase esta accion de flagelo que tenemos, sabiendo que la caporala no repetira , pero algun partido ha pensado en hacer cuentas y definir cual es la deuda municipal y si cabe denunciar a estas seudo autoridades en el juzgado, para que depuren responsabilidades?. No se ha terminado de pagar PROINCOVE y a la vista esta que el PICON, a el unico que sale a cuentas es ART DE TROYA y el constructor, les hacen unas instalaciones por todo el morro y como ellos dicen y no hay ningun responsable del nuevo desaguisado?. Tienen razon , no mandamos a nadia tomar por culo, pero a nosotros entre todos, nos la meten doblada, lo que es la vida y lo que hay que ver y ojo callate, ¿cuestion de matones?
 
 
 
 
 
 
Usuario  
#2   qqwerty 29/12/2021 13:53:01
 
Al gominas y la picapleitos el único balance que hacen es el del sueldo que les llega sin dar un palo al agua, mas los pluses de chanchullos diversos que se montan.

A un vividor profesional SE LA SUDA como si el mundo se hunde en el abismo. De hecho hasta lo prefieren!!!
 
 
 
 
 
 
Usuario  
#3   superwoman 29/12/2021 14:05:20
 
Coincido contigo Otero que hemos echo los arandinos para merecer esto,se va el dinero y no vemos nada en Aranda de proyectos,ojalá esto cambie pero lo veo muy difícil
 
 
 
 
 
 
Usuario  
#4   madinova 29/12/2021 14:16:25
 
#2 quien es el gominas y el picapleitos? Jua, jua, jua, allí me he perdido
 
 
 
 
 
 
Usuario  
#5   arandinocabreado 29/12/2021 15:30:39
 
Buen resumen de un año caótico, llevado a cabo por unos políticos ineptos. Al final cada pueblo tiene los políticos que se merecen, y obviamente Aranda no es una excepción a esta máxima, tenemos ni más ni menos que lo que nos merecemos. Los Guerra, Máximos, Leonisas, Alcaldes,... no son más que la expresión de lo que nos merecemos.
 
 
 
 
 
 
Usuario  
#6   Teresa 29/12/2021 20:05:51
 
Independientemente de la muchas aveces demostrada ineptitud del equipo de gobierno, ¿en qué medida son responsables de esa escandalosa inacción algunos alt@s funcionari@s que con su ultragarantismo obsesivo torpedean y/o paralizan proyectos de inversiones y gastos necesarios para el buen funcionamiento del consistorio?
Con su extraordinaria pulcritud impiden que la biblioteca actualice sus fondos de libros, que los kioscos de El Barriles o de La Huerta lleven varios veranos cerrados o que el ayuntamiento no pueda contratar obras necesarias. Claro que hay que estar siempre ojo avizor en un pueblo como el nuestro en el que se han dado casos como el de Proincove y otros que merecerían ser portada en los principales periódicos y noticiarios televisivos. Pero lo de estas personas raya lo indescriptible y tienen unos claros responsables, no sólo ente los alcaldes y concejales, aunque algunos ya se hayan ido de rositas.
 
 
 
 
 
 
Usuario  
#7   qwerty 09/01/2022 18:15:35
 
A mi me parece que el 2021 ha tenido un gran balance positivo para el equipo de gobierno: han seguido viviendo de la política, que en el caso del 80% de los miembros... es lo único que saben hacer y para lo único que tienen esperanzas.

¡A vivir y beber! Al pueblo de Aranda que le den por ahí. Es un mero objeto para conseguir sus fines.
 
 
 
 
 
 
Su opinión sobre este contenido
 
Tienes que estar logueado para escribir un comentario. Puedes registrarte si no tienes ya una cuenta creada.