Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia y poder ofrecer un mejor servicio. Al continuar entendemos que se acepta nuestra Política de cookies.

Árboles singulares en una Ruta única

La Ruta Ribera del Duero presenta su catálogo de árboles dignos de ser conocidos

10/12/2019 12:38 | Begoña Cisneros
WhatsApp
Linkedin
Google +
Twitter
Facebook
Enviar
Imprimir

Foto Noticia

El resultado del trabajo de campo llevado a cabo por la Ruta del vino Ribera del Duero para crear un catálogo que recoja con los árboles singulares de la zona ha sido totalmente una sorpresa, ya que el resultado ha dado lugar a que la Ribera del Duero cuenta con un buen número de ellos. En torno a un centenar son los que se encuentran en el ámbito de la Ruta del Vino entre las provincias de Burgos, Soria, Segovia y Valladolid y unos 50 los que se han catalogado hasta el momento por la empresa Abubilla Ecoturismo, un trabajo que continúa porque la apuesta de la Ruta es dar a conocer todos ellos. Asegura su presidente Miguel Ángel Gayubo, que “quien conoce, respeta y gracias a este proyecto todos podemos conocer un poco más lo que nos rodea”.

Gayubo, junto a la gerente de Ruta del Vino Ribera del Duero Sara García, ha presentado este catálogo, que da a conocer la riqueza natural de un territorio con parajes únicos, dirigido al ecoturista, una persona cuyo perfil se encuentra entre los 35 y los 50 años, con estudios superiores, que viaja en familia y formando parte de grupos muy heterogéneos, “gran apasionado del turismo de naturaleza y muy respetuosos con el medio ambiente”, destaca García.

Las fichas, que en el ánimo de formar parte de un proyecto sostenible solo pueden ser descargadas a través de la web Ruta del Vino, han sido diseñadas por la artista Cristina Rojo con un boceto de colores vivos y lenguaje sencillo que llega directamente al ecoturista que quiere conocerlos y llegar hasta ellos.

Candelas iglesias es la guía de naturaliza, educadora y consultora ambiental encargada del asesoramiento técnico de la guía que pretende “poner en valor el medio ambiente e invitar a descubrir la fascinante naturaleza de la Ribera a través de sus árboles”.  En la guía se encuentran los que destacan por ser más longevos, tener grandes dimensiones o alguna particularidad. Todo ello teniendo en cuenta que en ellos hay múltiples especies animales y vegetales que viven, además de haber formado parte de la historia de los hombres que en muchas ocasiones han explotado los recursos de esos árboles con la extracción de resina o corcho, por ejemplo.

 

 Un año importante

Miguel Ángel Gayubo ha aprovechado la presentación de las fichas de los árboles singulares para valorar lo que ha sido el año 2019 para la Ruta del Vino, un año que está a punto de cerrarse con un balance muy positivo, con la consolidación de la Ruta de interior preferida por el visitante “no gracias a que seamos una ruta muy diferente, sino porque recogemos muchas actividades diferentes”.

Desde la Ruta, la participación en ferias, la presencia en diferentes eventos y la puesta en marcha de vídeos profesionales mucho han tenido que ver para promocionar la Ribera del Duero.

Y el año 2020 se presenta con una tarea importante, la de renovar la certificación como Ruta del Vino, algo que se hace cada dos años y que lleva consigo una apuesta para la formación. Para ello se realizará un Plan de Formación con los más de 300 asociados “para pasar la auditoria con mejor nota si cabe y tener a los visitantes más satisfechos”.

Imagen: Comenzando por la izquierda, Sara García, Miguel Ángel Gayubo, Cristina Rojo y Candelas Iglesias. / BC

 
 
Su opinión sobre este contenido
 
Tienes que estar logueado para escribir un comentario. Puedes registrarte si no tienes ya una cuenta creada.
 
ÚLTIMAS NOTICIAS