Persianas y cortinas exteriores

Controlan la luz y hacen del interior un espacio más agradable

22/04/2019 14:41 | DR

La cortina de exterior que se elija transformará cualquier interior en un espacio fresco y luminoso durante el verano y en uno protegido y acogedor cuando llegue el frío. A la hora de elegir la ideal para tu casa, existen varias opciones; cada una de ellas se adapta a espacios distintos y responde a necesidades específicas. Déjate asesorar por un profesional. Las cortinas se usan desde hace miles de años. En la antigüedad, los nómadas usaban hojas entretejidas para protegerse del sol y el aire desértico. Los romanos usaban largas piezas de seda o terciopelo para cubrir ventanas y puertas. Los persas, chinos y egipcios, ya más sofisticados, las fabricaban con bambú, actividad que aún perdura. La diferencia entre las cortinas exteriores de antaño y las actuales, son los materiales de fabricación y los nuevos dispositivos inventados. Hay casi tantos tipos de cortinas exteriores como materiales disponibles para fabricarlas.

Tipos:

  •     Persianas alicantinas de madera. Son los tipos de cortina más sencillos para cubrir ventanales interiores y exteriores. Se trata de la persiana alicantina tradicional que sigue vigente en otros materiales evolucionada y adaptada (lamas de materiales tratados, enganches de acero galvanizado, cordón marino, freno a voluntad en el desenrolle…). Cuando las persianas alicantinas son de madera, resultan ideales para los ventanales de las terrazas –la madera es el material más resistente a los efectos del sol; además, su aspecto desde fuera es elegante y agradable.

 

  •     Persianas alicantinas de plástico o de PVC. Las más populares; el precio accesible también es un gran atractivo. El PVC es un material versátil. Hay tantos colores que es sencillo encontrar el que encaje contigo. Las persianas de PVC son resistentes a la humedad y no pierden su forma con el uso. Este tipo de persianas son ideales para viviendas con piscina.

 

  •     Las persianas de aluminio. Las cortinas fabricadas con aluminio están teniendo una gran aceptación por lo liviana que resulta su manipulación y por su durabilidad. Este material se suele usar en persianas de lamas como las venecianas, habituales en oficinas y despachos.

 

  •     Cortinas para puertas. Las cortinas para puertas, también llamadas antimoscas, son ideales en puertas francesas. Con ellas se logra dar intimidad a los espacios. Además, existe una gran variedad de diseños y mecanismo de instalación, con barras o rieles.

 

  •     Estores enrollables. Los materiales con los que están fabricados –tejido screen, fundamentalmente– permiten un control más eficiente de la iluminación. Algunos de estos tipos de tejido opacan la luz, otros la dejan filtrarse en abundancia, y unos terceros mantienen con diferentes grados un espacio en semioscuridad. Estos estores suelen tener mecanismos automatizados para apertura y cierre.

 

¿Cómo elegir la mejor cortina para exteriores?

Dependiendo del tipo de cortina que se elija, el espacio tendrá un carácter u otro. Para elegir la cortina ideal conviene tener en cuenta los siguientes aspectos:

 

  1.     El espacio. ¿Qué espacio exterior necesitas decorar? ¿Necesitas bloquear la luz o solo difuminarla? ¿Cuáles son sus dimensiones exactas? Responder a estas preguntas te ayudará a la hora de elegir un tipo de cortina exterior u otro.
  2.     El material. Cuando tienes definido un espacio, el tipo de material también va a determinar qué cortina se debe escoger. Para los exteriores, materiales como la madera, el PVC o el aluminio son los ideales, como hemos visto.
  3.     El estilo deco. Para una estancia de una casa rústica, las persianas alicantinas de madera son la opción perfecta, por ejemplo. En un espacio urbano y minimalista, mejor aluminio o estor screen.

Fuente: www.houz.es