Un desnivel que impide la entrada

Las obras de urbanización de Virgen del Carmen ocasionan problemas para el acceso a una nave

23/05/2020 8:22 | Begoña Cisneros

Muy disgustados se muestran los propietarios de la nave situada en la calle Virgen del Carmen al ver cómo, para conseguir nivelar esta calle, la puerta por la que se accedía ha quedado ahora a más de medio metro sobre la altura de la acera. Opinan que el Ayuntamiento tendría que haber tenido en cuenta a la hora de realizar el proyecto la situación de esta nave y piden una solución.

No entienden que para realizar una mejora en la calle, que admiten que era necesaria, no se haya hablado con ellos para encontrar algún medio de no perjudicar a nadie, indignados porque sí que se haya tomado la decisión unilateral, sin contar con los propietarios, de instalar un muro de hormigón bajo la puerta a modo de continuidad de la pared. También el acceso a una puerta del solar colindante ha quedado a una altura mayor de la vía, dificultando la entrada.

Eran alrededor de una docena de vehículos los que antes accedían a esa nave, que ahora se verán obligados a ocupar estacionamientos en la vía pública debido a que es imposible su acceso. “Antes el acceso se encontraba a cota 0 y en algo se han equivocado porque ahora hay una pendiente de 60 centímetros”, comenta uno de los propietarios.

Desde el Ayuntamiento de Aranda, el concejal de Urbanismo Alfonso Sanz recuerda que se trata de una puerta carretera que hasta el momento no ha contado con vado, por lo que lo primero que tendrán que hacer los dueños es solicitar a la administración local esa licencia. “Mientras que no lo soliciten no podemos hacer nada, tendrá que hacerlo para que se realice un informe desde la policía y otro por parte del técnico de urbanismo”, señala Sanz, recordando que es importante hacer una petición particular para que pueda ser informado.

Todo ello en la urbanización de un espacio cuyos trabajos “van muy bien” y “están a punto de finalizar, dando los últimos toques”, y se entregarán en el plazo previsto, opina el concejal, a pesar de que durante 15 días y debido al estado de alarma no se ha trabajado.

Entrada a la nave antes de las obras de urbanización a cota 0 de la calle. / Google maps