Los concejales díscolos del PSOE propician que la modificación de presupuestos salga adelante

Los clubes y asociaciones salvan sus convenios con el Ayuntamiento

26/06/2020 0:25 | Begoña Cisneros

Las abstenciones de los dos concejales de VOX y de dos de los siete ediles del grupo socialista, su exportavoz Mar Alcalde y Sergio Ortega, han sido las que han ayudado en el Pleno de este jueves a que tanto la modificación de presupuesto como las subvenciones nominativas para las asociaciones y clubes deportivos hayan salido adelante. Tal como se preveía y como adelantábamos en este periódico, el anuncio de Sergio Ortega de su decisión a abstenerse en sus votaciones provocaba un giro de 180º a lo que en un principio se esperaba teniendo en cuenta que PSOE y Podemos, con 7 y 2 concejales, podrían haber dado al traste con las pretensiones de PP y de Ciudadanos votando en contra. Hay que tener en cuenta que tanto Jonathan Gete como Emilio Berzosa no formaban parte del Pleno. El primero, que hasta ahora ha ostentado el cargo de concejal de IU, dejaba de serlo al inicio del Pleno debido a su dimisión. El segundo no acudió a la sesión por motivos laborales.

Jonathan Gete se despedía como concejal de IU

 

Primero se votó la modificación de los presupuestos. 731.696 euros que se eliminan de partidas para incluirlos en otras. Votaron a favor PP (5 concejales) y Ciudadanos (3). En contra 5 de los 7 ediles del PSOE y 2 de Podemos. Por su parte se abstuvieron los dos representantes de VOX y, desde las filas socialistas, Mar Alcalde y Sergio Ortega que decidieron sentarse en los asientos reservados para el público en vez de en su lugar habitual junto con sus compañeros de grupo.

Por tanto, 454.890 euros pasaban para dotar de dinero a los convenios con asociaciones y clubes. 68.093 € para el pago de la certificación de la obra del Picón, 131.566 para asumir un modificado en las obras de la nueva sede de la policía, 42.984 € para asumir costes en el autobús urbano (aumento de usuarios, revisión de precios de los últimos tres años y aumento de costes), 439 € para sustituir el sistema contra incendios de la Casa de las Bolas, 4.708 € para la modificación del contrato del campo de tiro, 7.513 € para la sustitución de calderas en colegios y 21.500 para la ejecución de la sentencia con Autos Pascual.

 

Convenios a colectivos

El hecho de que los convenios y acuerdos con los clubes y asociaciones no pueden prorrogarse de un año a otro en los presupuestos y teniendo en cuenta que en 2020 Aranda está funcionando con las cuentas prorrogadas de 2019, hacía necesario aprobar una partida especial para dotar de ayudas a estos colectivos. Eso es lo que se ha hecho en la última sesión plenaria gracias, de nuevo, a la abstención de VOX y de los dos ediles del grupo del PSOE. Mientras que 5 de los 7 concejales socialistas y los 2 de Podemos votaban en contra, el punto era apoyado por los cinco asistentes del PP y  2 de los 3 de Ciudadanos. Porque en este último caso, el concejal Fernando Chico de Cs no votó por incompatibilidad al presidir un club deportivo. Por tanto, empate 7 a 7 que resolvió la alcaldesa de Aranda con su voto de calidad a favor del sí.

 

Posturas políticas

Tanto el PSOE, como Podemos e incluso VOX dejaron patente su malestar porque no se habían negociado la dotación de los convenios. Mientras que los dos primeros criticaban que tanto las modificaciones como el punto de los convenios nominativos se habían llevado en bloque, algo con lo que no están de acuerdo, VOX se basaba en su crítica de que PP y Ciudadanos no habían hecho nada por aprobar unos presupuestos que ya estaban en marcha pero se han dejado de lado. En este punto también coincidían desde el PSOE.

“Aquí se han celebrado todos los plenos durante el confinamiento, algunos extraordinarios, y si no se han aprobado unos presupuestos es porque ustedes estaban en una balsa en el rio que iba navegando a corriente. El presupuesto se hubiera aprobado y no estaríamos en esta situación. Deberíamos tener unos presupuestos aprobados que nos sirviesen para no dar este espectáculo”, manifestaba desde VOX su portavoz Vicente Holgueras.

“En Burgos se han aprobado y aquí no se ha trabajado para hacerlo”, comentaba desde el PSOE Laura Jorge.

Querían PSOE, VOX y Podemos que los convenios hubieran sido estudiados en las comisiones. Mientras que los socialistas planteaban que el hecho de no realizar actividades no supone que “a lo mejor estén pasando más dificultades económicas” y que hay cantidades que lejos de aminorar se deberían incrementar, señalaba su portavoz Ildefonso Sanz; desde VOX Vicente Holgueras defiende que el Ayuntamiento “no tiene que ser el principal sustento de las asociaciones”. “Eso no significa dejarles sin un euro porque son asociaciones que realizan actividades para y por nuestro pueblo”, pero mientras que en lo que se refiere a proyectos sociales están de acuerdo en incrementar la ayuda, en lo que se refiere a promoción, cultura, juventud y deportes advierte que “no se trata de dar dinero para que hagan actividades, sino de ayudar a que las puedan realizar”.

Los concejales de VOX se desmarcaban en la votación de sus compañeros del equipo de gobierno. / BC

 

“No estamos en contra de las subvenciones, sino de cómo se han hecho las cosas, no se han revisado, no se han consensuado, hay asociaciones a las que estamos dando de menos con cantidades irrisorias”, manifestaba por su parte Mariángeles Pizarro desde Podemos, seguida de su compañero de grupo, Andrés Gonzalo, quien aseguraba que “no estamos en contra de ningún colectivo, lo que no estamos de acuerdo es en cómo se hacen las cosas y lo que queremos es revisar estas ayudas en las diferentes comisiones. No nos hagáis comulgar con ruedas de molino”.

La defensa de los dos puntos corrió a cargo de la concejal de Hacienda, Elia Salinero, quien aseguró no entender la postura de la oposición, sobre todo la de Podemos, cuando las cantidades de las asociaciones “son similares al borrador de presupuestos que presentamos” y el único grupo que presentó enmiendas, Podemos, no tenía ninguna al respecto.  “No ha habido enmiendas en ese sentido y por ello pensábamos que había sido validado”, comentaba, añadiendo que es muy complicado separar por concejalías los diferentes convenios y recordando que “un presupuesto va todo junto”. “Nunca ha sido nuestra intención no negociar, sinceramente pensé que el tema de convenios eran conocido por todos”, aseguraba, añadiendo que “las cantidades que se consignan no nos las hemos inventado, son cantidades que los técnicos de las distintas concejalías proponen en base a unos criterios”.