¿Cómo plantea la Junta la vacunación frente a la COVID?

Será en tres tramos y se iniciará en enero en las residencias y con los profesionales sanitarios de primera línea

24/11/2020 15:48 | Begoña Cisneros

La consejera de Sanidad ha hablado, durante su comparecencia de hoy, sobre el futuro suministro de las vacunas frente a la COVID-19 que se llevará a cabo a partir del mes de enero. Verónica Casado adelanta que la Junta de Castilla y León ya ha adquirido por adelantado 300.000 dosis a la primera de las farmacéuticas que anunció su salida al mercado (BioNTech-Pfizer) y que durante el primer trimestre se administrarán a la primera de las poblaciones diana.

Una población diana que estará compuesta por residentes y el personal sanitario de residencias y centros de grandes dependientes. También los profesionales sanitarios que trabajan en primera línea.

Solamente con la población que se encuentra en estos casos ya se acabaría el stock de las primeras 300.000 vacunas. Una segunda fase que duraría entre abril y junio contempla la vacunación a los mayores de 80 años y al personal sanitario y no sanitario restante. La tercera fase sería posterior para el resto de población de forma generalizada.

 

¿Qué pasará con la Navidad?

Será mañana cuando tenga lugar un Consejo interterritorial donde se conocerán las recomendaciones del gobierno central para actuar en cuando a las medidas preventivas se refiere de cara a la Navidad, e incluso al próximo puente de la Constitución.

En principio la Junta, ha dado a conocer Casado, tiene ideas concordantes con las planteadas por ministerio de Sanidad: limitando reuniones a seis personas como máximo, ampliar el horario del toque de queda en Nochebuena y Nochevieja, limitar los desplazamientos entre comunidades y recomendar no celebrar cabalgatas.

De momento habrá que esperar a la celebración de esta reunión para conocer cuáles serán finalmente las decisiones que se tomen.

 

Los hosteleros y el turismo, a la espera

En cuanto a la situación de la hostelería, el presidente de la Junta ha comprometido su apoyo al sector hostelero anunciando la previsión de un alivio de las medidas en la mayor parte del territorio la próxima semana. Ha traslado a representantes del sector que, dada la buena evolución epidemiológica, a partir del próximo 3 de diciembre puedan relajarse las restricciones que se implantaron el 6 de noviembre en una inmensa mayoría de la Comunidad. Dependerá en último caso, anuncia, de la evolución epidemiológica. Y es que aunque la tendencia actual es buena “ no se puede bajar la guardia”.

Cuando la incidencia acumulada de 14 días descienda por debajo de los 400 casos por 100.000 habitantes, ha señalado Mañueco, se retirarán las restricciones adicionales de aplicación desde el primer fin se semana de noviembre. En esa línea, el presidente de la Junta ha indicado que algunas provincias de Castilla y León pasarán previsiblemente a niveles inferiores al 4 en los próximos días, lo que permitirá reiniciar en ellas la actividad en gran parte de los sectores: comercio, hostelería y turismo. En todo caso, el alivio de las medidas llegará de forma progresiva, atendiendo a la evolución epidemiológica de cada territorio y conforme a los niveles de alerta pactados en el Consejo Interterritorial de Salud.