Michelin tendrá que pagar el dinero de las pagas que descontó a personas con bajas y permisos

El Tribunal Supremo ratifica la sentencia de la Audiencia Nacional

17/12/2020 10:43 | DR

Dos años después de la sentencia de la Audiencia Nacional que condenaba a Michelin a pagar las cantidades descontadas de las pagas extraordinarias a los trabajadores y trabajadoras que habían estado en situación de maternidad, paternidad y riesgo durante el embarazo o la lactancia, el Tribunal Supremo desestima el recurso de casación interpuesto por la empresa, por lo que ésta tendrá que proceder al pago de dichas cantidades.

Hace dos años, el 15 de noviembre de 2018, se celebró en la Audiencia Nacional el juicio tras la denuncia realizada por CCOO y UGT contra la decisión del Servicio de Personal de Michelin de realizar descuentos económicos en las pagas extras de los trabajadores y trabajadoras que habían estado en situación de maternidad, paternidad y riesgo durante el embarazo o la lactancia. El resto de sindicatos simplemente se adhirieron durante el juicio a las peticiones y demandas de CCOO y UGT.

La argumentación de CCOO y UGT durante el juicio dio lugar a una sentencia. La Audiencia Nacional declaraba “el derecho de todos los trabajadores de la empresa demandada a la percepción integra de las pagas extraordinarias de julio, septiembre y navidad en los supuestos en los que durante su devengo o percepción hubieran tenido suspendido el contrato de trabajo por maternidad, paternidad, riesgo durante el embarazo o riesgo durante la lactancia de un menor de nueve meses, y condenamos a la empresa a estar y pasar por dicho pronunciamiento y, a pagar a los trabajadores que en el momento del devengo de las pagas extraordinarias de julio de 2018 y septiembre de 2018 se encontraron de baja por maternidad, paternidad, riesgo durante el embarazo o riesgo durante la lactancia de un menor de nueve meses, al pago de la diferencia entre el importe íntegro de dichas pagas extraordinarias y las cantidades que les han sido abonadas en el momento del pago de las mismas”.

Michelin, entonces, interpuso recurso de casación ante el Tribunal Supremo. Finalmente, y dos años después, el Tribunal Supremo ha decidido desestimar este recurso de casación y reforzar los fundamentos de la demanda de CCOO y UGT, por lo que confirma en sus términos la sentencia y declara su firmeza.

El fallo supone que Michelin debe rectificar y proceder al pago de las cantidades descontadas y no abonadas a los trabajadores y trabajadoras que han estado en estas situaciones desde 2018.