La reconstrucción del acueducto de agua es declarada de urgencia

Costará 1,2 millones de euros que se suman a los 120.000 que ha costado la construcción de la escollera

14/01/2022 13:22 | Begoña Cisneros

No puede la ciudad de Aranda de Duero, con más de 32.000 habitantes, depender de un único suministro de agua potable que llegue a las viviendas, establecimientos y locales del municipio. Por ello, se ha declarado de máxima urgencia acometer los arreglos del acueducto que hasta el 6 de mayo surtía de agua a la zona Norte del casco urbano.

Fue ese día cuando un deslizamiento de tierras en el margen del río Duero, a la altura de Bodegas García, se producía la rotura de este canal que transportaba el agua al barrio de Santa Catalina que se nutría con el manantial del depósito Cerro de los perros ubicado en el término municipal de Fuentespina. A partir de ese momento, toda Aranda consume agua procedente del manantial de Tubilla del Lago, la segunda de las captaciones de agua que alimentaba a la ciudad.

A día de hoy los presupuestos no están aprobados, pero ya sea con estos o con una modificación de cuentas, asegura el portavoz del equipo de gobierno que las obras se tendrán que acometer. “No podemos permitir que se pueda romper por alguna causa o haya algún problema, por lo que se ha declarado de urgencia y va a licitar ya” apunta Emilio Berzosa.

De momento, se ha construido una escollera en el margen del río y es hoy cuando se ha aprobado el pago de unos arreglos que han costado hasta ahora 122.059 euros.

Y la inversión más importante llega ahora, ya que la licitación saldrá por un valor de 1,2 millones de euros. Un concurso que el equipo de gobierno espera sacar pronto para, más pronto que tarde, dar una solución a este problema.